En linea

16 mar. 2017

Bofetean a satanás: Fundador de Iglesia Mayor Luciferina se convierte a Cristo

Jacob McKelvy, fundador de la Iglesia Mayor Luciferina de Texas, y su esposa se convirtieron a Cristo.

EX SATANISTA SE CONVIERTE A CRISTO IGLESIA DE SATANAS

Para la gloria de Dios, el antes conocido como Jacob No, renunció a sus ligaduras con la iglesia de satán el pasado 5 de febrero cuando él y su esposa fueron bautizados en una iglesia en Houston.

En una entrevista exlusiva con CBN, McKelvy habló de cómo llegó a estar sumergido en el satanismo. McKelvy comentó que le dió la espalda a la religión cuando una de sus hermanas murió a causa de la picadura de una serpiente.

Explicó, "Nací y fui criado como mormón, de manera que sabía quién era Jesús y Dios, y si ellos se llavaron a mi hermana yo me volvería al lado oscuro. La mucha desesperanza y los sentimientos de impotencia me llevaron a esto. Como el luciferismo dice que tú eres tu propio dios, eso parece ser muy poderoso".



El relato de McKelvy es un relato de gracia, amor y liberación.

La Iglesia Mayor de Lucifer abrió sus puertas el 30 de octubre de 2015 y creció vertiginosamente, según narra McKelvy era "una búsqueda de poder".

En aquel momento algunos grupos de cristianos protestaron por la apertura de la iglesia luciferina, no obstante el pastor Robert Hogan instó a los miembros de su iglesia a orar en vez de protestar. "Yo creo que Dios puede traer un avivamiento fuera de aquella iglesia", dijo Hogan.

Es así como en agosto de 2016, Jacob McKelvy visitó la Primera Iglesia Spring, y solicitó hablar con el pastor Hogan. Fue una reunión que duró cerca de cuatro horas, que terminó con la entrega de McKlevy a Jesucristo.

El ex fundador de la iglesia luciferina dijo que "el pastor Hogan es uno de los mejores hombres que he conocido en mi vida".

"No importa cuán lejos pienses que estás de Dios, siempre hay un camino de vuelta a casa".

Ahora el ex fundador de la iglesia luciferina enseña en las iglesias sobre el poder de la oración y el amor de Dios.

"El poder, la paz y la plenitud que siento ahora es mucho mayor que lo que jamás sentí antes", manifestó McKelvy.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por tus comentarios, Dios te bendiga!