En linea

22 ene. 2016

El papa Francisco reitera su deseo de unidad con protestantes y ortodoxos



En su audiencia del miércoles el Papa Francisco reflexionó sobre la Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos, que cada año celebran a la vez algunas comunidades protestantes, ortodoxos y católicos. Según Francisco los creyentes de estas tres confesiones “comparten el mismo bautismo”. 

“Esta experiencia de gracia crea un vínculo indisoluble entre los bautizados, de modo que nos consideremos realmente hermanos y miembros de un solo pueblo de Dios, capaz de anunciar las maravillas que Él ha obrado a partir del testimonio sencillo y fraterno de la unidad”, expresó el obispo católico de Roma. 

El Papa expuso que Dios despliega su misericordia “a través del sacramento del bautismo”, y que esa “gracia es mucho más fuerte” que las divisiones. “Pidamos que todos los discípulos de Cristo encontremos el modo de colaborar juntos para llevar la misericordia del Padre a cada rincón de la tierra”, añadió.   

¿UN BAUTISMO COMÚN? 

Como recuerda el teólogo y pastor evangélico Leonardo de Chirico en un artículo publicado en Protestante Digital, el argumento de un bautismo común ha sido utilizado en varias ocasiones por el Papa Francisco y también por sus antecesores en el cargo. “Esta es una afirmación típica católico romana”,explica De Chirico. 

“Mientras que los evangélicos tenderían a decir que la unidad se basa en la gracia de Dios recibida mediante la fe en Jesucristo, el Papa explica detalladamente un punto de vista diferente. Según su opinión, el “sacramento del bautismo”, un sacramento eclesial, es la base para la unidad de los cristianos”. 


En cambio la convicción evangélica para la unidad es “que todos los que creen en Jesucristo ya están unidos (“Creemos en la Unidad del Espíritu de todos los creyentes verdaderos”, dice la Declaración de Fe de la Alianza Evangélica Mundial)”.   

UNIDAD FUNDADA EN LA RELACIÓN GENUINA CON CRISTO 

“Según Francisco, la unidad se funda en el bautismo, no en la relación personal con Cristo. Los evangélicos también entienden que la vida cristiana es más que tener una relación personal con Cristo, aunque creen que éste es el fundamento sobre el cual debe construirse el completo discipulado cristiano”, explica De Chirico. “Independientemente de la visión que posean sobre el bautismo, es en todo caso, la fe personal lo que es central. 

Para Francisco la gracia nos es dada no por la sola fe, sino por medio del sistema sacramental administrado por la Iglesia. Esto no es meramente un aspecto menor de la diferencia”, añade De Chirico en su argumentación. 

Para los evangélicos está claro que “una persona bautizada por la iglesia puede o no ser un creyente, como demuestra claramente el fenómeno del Cristianismo Nominal y, a pesar de todo, el Papa y su Iglesia creen que el bautismo representa una razón suficiente para la unidad (...) Que los cristianos ya están unidos por el bautismo es una convicción ecuménica compartida, pero no es la posición evangélica histórica”, concluye el teólogo evangélico italiano.




Francisco junto a varios pastores pentecostales.





0 comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tus comentarios, Dios te bendiga!